Este verano se llevarán los tonos chocolate, caramelo y en rubios, el Honey Blonde

Caoba, Peachy, Chocolate Cake, Mousy… este verano llega repleto de tonos para nuestra melena pero son los caramelo, los chocolate en sus distintas vertientes y en especial el Honey Blonde, los que parecen estar más arriba en opinión de varios estilistas consultados: Mar Peón (Menta Beauty Place), Danilo Da Silva (StudioD), Ana Soriano (David Künzle), Sonia Atanes (SAHB) y Roxana Gutu (Lobelia Sagasta), que nos hablan de cómo llevarlos y cómo mantenerlos.

El Chocolate Cake es uno de los tonos capilares de moda, pero no el único entre los chocolate: “Las alternativas para melenas oscuras son muchas. Dejando los rubios de lado, podemos obtener movimiento y naturalidad con mechas en tonos marrones, avellana, caramelo o chocolate, que son ideales para morenas y se llevan mucho, sientan fenomenal en pieles bronceadas y son la mejor opción para iluminar de forma natural, por lo que no es de extrañar que funcionen este verano” – nos cuenta Mar Peón, directora del centro Menta Beauty Place de Plaza Castilla (Agustín de Foxá, 24), que también apunta a la técnica de degradado para iluminar un cabello oscuro, dejando la raíz con el tono natural y degradando en tonalidades chocolate como si de una tarta de tratara: “La forma de hacerlo es aclarar no más de dos tonos, pronunciando más en la zona de las puntas para crear un extra de movimiento, además de un efecto contouring alrededor del rostro, siempre con matices cálidos para que el resultado sea super dulce y nos recuerde a la cremosidad de la tarta de chocolate, desde su tono oscuro más puro en fusión con el chocolate con leche”.

Los tonos que se escogen son muy importantes para que el resultado sea super natural y obtener un efecto de aclarado por el sol a la vuelta de unas vacaciones. Con esta técnica, además evitamos un mantenimiento muy exigente: Los tipos de pelo a los que más les favorece es a cabellos finos, creando un efecto movimiento y de profundidad, donde la sensación de volumen es mayor. En cuanto al largo, desde un corte bob a un cabello extra largo el chocolate cake te sentará fenomenal. El truco para mantener el color es hidratarlo de manera continua con productos nutritivos específicos para cabellos castaños. Ahora que llega el verano, es muy recomendable aplicar un protector térmico para protegerlo del sol o de herramientas de calor – matiza la responsable de Menta Beauty Place

A este respecto, Roxana Gutu, directora del salón Lobelia Sagasta, explica una de las últimas tendencias que más trabaja en su centro: Muchas chicas suelen pedirnos las balayage en tonos chocolate con contouring tirando a caramelo, que nosotras recomendamos más en melenas cortas porque el efecto visual es más impactante. También vienen muchas morenas demandando un bronde en busca de algo más de claridad”.

Ana Soriano, estilista de David Künzle Fuencarral, fija su atención en los tonos caramelo: Toffee, chocolate, blorange, miel, avellana, almendrado… todos suelen ser mezclas muy naturales. Los tonos caramelo son matices claros y oscuros, perfectos para dar calidez a melenas morenas y castañas. La mezcla de tonos siempre añade un extra de volumen y un toque sofisticado. Nosotros apostamos mucho por los caramelo miel y avellana, trabajando la técnica balayage para crear toques de luz y mucho movimiento”. 

Danilo Da Silva, director manager del salón StudioD en Barcelona, trabaja los caramelo protegiendo el cabello de los efectos dañinos de agentes químicos existentes en el proceso de decoloración y pigmentación: Nosotros contamos con una línea (Black Shine, Alterlook) que cuida la fibra capilar gracias a su Blond Protector Plex y al aceite de argán que incorpora en su fórmula, una combinación que permite mantener la buena hidratación del cabello durante el aclarado, evitando así su rotura y debilitamiento. Se trata de una decoloración negra que crea una base más neutra para después realizar otras técnicas de color y conseguir el tono exacto que la clienta desea”.

Otro de los tonos que más estamos viendo y continuaremos haciéndolo en verano es el Honey Blonde: “Es un tono muy respetuoso con el cabello y encaja muy bien con nuestra filosofía en el salón. Da un aspecto natural y es perfecto para quienes empiezan con sus primeros aclarados. Tiene buen crecimiento, su mantenimiento es sencillo y es bastante compatible con los tratamientos de alisado y anti encrespamiento. Favorece prácticamente a cualquier mujer, no tiene mucho que ver con determinados tonos de piel, ya que es un color muy neutro y suaviza cualquier rasgo” – apunta Sonia Atanes, directora del salón SAHB en el Paseo de la Castellana, 247.

Nos interesa la cultura, la buena gastronomía, la vida de #Madrid y planear buenos momentos.

La clave es compartir.

 

Escríbenos a:

redaccion@looc.es

 

Redacción:

Calle Toledo 54, 1º Ext Dcha

28005-Madrid

Más artículos
¿Para qué sirve realmente la sangre de drago?