Polo Club celebra la Navidad junto a familias diferentes

Bonjour, Paris! La marca española se desplaza a la capital francesa para su campaña de Navidad y recluta a cuatro perfiles que nos enseñan la importancia de los lazos familiares en unas fechas en las que el sentimiento de hogar es protagonista

Todos sabemos que la Navidad es una época llena de tradiciones y cada familia la celebra siguiendo sus propias costumbres. Sin embargo, hay un denominador común en esta celebración: pasar tiempo con tus seres queridos. Tener la opción de elegir con quién compartir esta época del año no tiene precio, pero algunos no tendrán una familia tradicional propia con la que poder rodearse en estas fiestas.

Ante estas situaciones tan especiales, Polo Club se ha embarcado en un viaje a París para poder mostrarnos, de primera mano, la aventura personal de cuatro perfiles que apostaron por crear una nueva vida en la capital francesa y pasarán las Navidades más allá de nuestras fronteras. Nuestros protagonistas disfrutarán sus fiestas con su familia elegida, con aquellos amigos que, día a día, les hacen felices.

Esta familia elegida puede estar compuesta por decenas de persona o solamente por dos. Puede ser la familia en la que has nacido o esa nueva que  has elegido crear tú mismo porque vives solo o te has mudado lejos de casa. Lo que define una familia no son los genes, sino la sensación de hogar. Por eso la Navidad hay que celebrarla con ese amigo con el que ahogas tus penas, o con el que te anima a perseguir tus sueños, con el que te ríe las bromas o aquel que te conoce mejor que tú mismo.

Así nos lo expresa Alejandro Sánchez, Co-CEO & CMO de la firma: “el objetivo de esta acción, tan emotiva y cercana, es comprender que nuestro hogar no sólo reside en la ciudad donde crecimos y donde se encuentran nuestra familia y amistades. El sentimiento de pertenencia y amor a un hogar lo crean los lazos familiares y estos podemos crearlos y elegirnos nosotros mismos, cada día, allá donde estemos”.

Para demostrarlo, la campaña de Navidad de Polo Club presenta las historias de cuatro personas que se trasladaron a París por motivos profesionales y decidieron desarrollar allí su pasión. Gracias al recibimiento de aquellas personas que los acogieron, hoy pueden decir que París es el hogar donde cuentan con una verdadera familia con la que disfrutarán de estas fechas tan señaladas.

Alec es profesor y coreógrafo de jazz en teatro musical, y se mudó junto a su pareja a París en tiempos de pandemia, algo que, sin duda, no es ideal para comenzar una nueva vida. Aún así, eso no ha impedido que a día de hoy se sientan como en casa, junto a su mascota Bella y sus amigos de París.

Claudia trabaja en moda y siempre quiso vivir en esta ciudad por la que siente verdadera devoción. Una mudanza por amor y por trabajo. “Para mi estas fechas representan quién soy y con quién quiero estar y por eso me rodeo de los amigos que de verdad quiero en mi vida”, confiesa.

Especializado en el mundo de la comunicación, Jaoven siempre ha tenido una inquietud artística que le ha llevado a trabajar en París. La adaptación a la ciudad fue complicada, sin embargo ahora ha logrado hacerse un hueco en la rutina y corazones de sus nuevos amigos. “La época navideña inunda de encanto la ciudad. Me encanta coger mi scooter por la noche y ver todas las calles llenas de luces navideñas y música».

“Esta es una ciudad llena de sorpresas, sus gentes tienen un espíritu abierto y un carácter muy festivo”, declara Irving, un saxofonista profesional que se trasladó a París para desarrollar su carrera artística. Gracias a su mujer y amigos, ha conseguido sentirse como en casa.

Polo Club desea que compartamos nuestros sueños, creemos nuevos recuerdos, vivamos el momento y hagamos nuestro el verdadero espíritu de la Navidad. Porque existen tantas familias como formas de disfrutar de las fiestas pero, la que nosotros elijamos, es única

Nos interesa la cultura, la buena gastronomía, la vida de #Madrid y planear buenos momentos.

La clave es compartir.

 

Escríbenos a:

redaccion@looc.es

 

Redacción:

Calle Toledo 54, 1º Ext Dcha

28005-Madrid

Más artículos
¿Qué es la cosmética ‘genderless’?