La limpieza y el lavado, claves para una barba sana y fuerte

Hacer que una barba luzca lustrosa y sobre todo sana, tiene su particular trabajo, bien lo saben aquellos que la tienen, y también que precisa de unos cuidados y mimos muy concretos. Para tenerla en perfecto estado, Néstor Alriols, CEO fundador de la empresa Freak’s Grooming, nos cuenta su ritual barbudo y nos aconseja sobre los productos más adecuados, así como César Parra, director de una de las barberías de estilo londinense más top de la capital: Homine Madrid.

Toda barba necesita estar limpia y para ello, se recomienda el uso de un buen jabón que elimine todas las impurezas que se tengan en ella tras humedecerla para empezar a tratarla: Durante el lavado de la barba es aconsejable frotar bien con las yemas de los dedos para penetrar hasta llegar a la piel. Después, se procede al enjuague del jabón y secado de nuestro rostro, la barba no es necesario dejarla totalmente seca ya que en este punto es preferible desenredar si es muy frondosa, lo que puede hacerse sencillamente con un peine de haya y púa ancha. También, en barbas más largas, peinarlas de dentro a fuera y después de fuera hacia uno mismo. Con esta acción de peinado se consigue domar un poco la barba además de que el vello quede un poco más liso”. – nos cuenta Néstor Alriols de la firma Freak´s Grooming.

Si en el proceso hay que repasar algunas zonas del rostro y perfilar nuevamente la barba, este es el momento perfecto para aplicar un gel de afeitado con el que dar esos últimos retoques antes de pasar al siguiente punto del ritual: el aceite para barba. A diferencia de otros que vienen en gotero, el de la marca Freak´s Grooming lo hace con un dosificador que permite aplicar poca cantidad en la palma de la mano, aunque se puede quitar si se quiere para apurar hasta la última gota:

Una vez aplicadas en la mano unas 3 o 4 gotas, siempre dependiendo del tamaño de la barba, frotamos el aceite entre las manos y lo extendemos por los dedos, para después masajear hasta llegar a lo más profundo del rostro y así hidratar no solamente la barba, también la piel”.

Imagen de Homine Madrid

César Parra, propietario de Homine Madrid, uno de los salones de belleza masculina más señeros del Barrio de Salamanca (Calle Gurtubay, 3 entre Velázquez y Lagasca), también es un firme defensor de los rituales de limpieza y lavado para barba: Siempre debe estar hidratada, lo que podemos conseguir gracias a superhidratantes y para después, un after shave en bálsamo y sin alcohol. En barbas más largas, recomendamos aceites pero con mucho cuidado, porque un sobreuso puede provocar efecto rebote y producir descamación. Si se encrespara, lo mejor es utilizar ceras para el acabado/peinado”.

Arreglando barba en Homine Madrid

Nos interesa la cultura, la buena gastronomía, la vida de #Madrid y planear buenos momentos.

La clave es compartir.

 

Escríbenos a:

redaccion@looc.es

 

Redacción:

Calle Toledo 54, 1º Ext Dcha

28005-Madrid

Más artículos
Sandy Rivers